Volver a la sección de Expedientes Disciplinarios

El Tribunal Superior de Justicia del País Vasco da la razón a Si.P.E. y obliga al Departamento a suspender la sanción disciplinaria hasta que haya sentencia Judicial sobre la misma.

 

03/02/08

 

"la necesidad de la ejecución para preservar la imagen de la Policía, en la necesidad de preservar la imagen a través de la ejemplaridad" (Frase para la Historia del Departamento de Interior. Año 2007)

 

No se si alguien es capaz de entender lo que ha dicho el Departamento al TSJPV para tratar de evitar lo inevitable. Esta organización llevaba tiempo solicitando la suspensión de las sanciones disciplinarias en el caso de que sean recurridas al Juzgado pero Balza siempre se había negado. Tras el periplo judicial de la demanda interpuesta por un afliado a Si.P.E. el Tribunal Superior de Justicia del País Vasco da la razón a nuestra Organización y ordena que se suspenda el cumplimiento de la sanción hasta que el Juzgado decida sobre la misma.

 

Por nuestra parte se alegaba que no había ninguna prisa para que un compañero cumpla una sanción, máxime cuando la DIG se salta todos los plazos y mantiene abiertos los expedientes varios años. El cumplimiento de una sanción, que luego puede ser anulada (como casi todas últimamente) causaría perjuicios de difícil o imposible reparación para el sancionado, tanto en su imagen personal, como profesional, como económica, etc..

 

El Departamento, en un alarde de cinismo y de auténtica falta de vergüenza se atrevió a alegar que no se puede suspender la sanción por "la necesidad de la ejecución para preservar la imagen de la Policía, en la necesidad de preservar la imagen a través de la ejemplaridad"

 

Los mismos que han usado micro cámaras destinadas al terrorismo y al narcotráfico para intentar probar que una compañera "no rendía lo suficiente", los mismos que no han sancionado a uno de sus jefes por colocar un artefacto simulado en los bajos de un compañero, los mismos que no sancionaron al que fue Jefe de Prisión de Basauri por dejar entrar a un condenado por violencia callejera a llamar por teléfono al centro de seguridad que la Ertzaintza tiene en la prisión de Basauri, los mismos que no abren expediente al hijo de un Nagusi por haber sido condenado por falta (igual que en este caso) cuando siempre lo abre a los compañeros que no son hijos de sargentos, etc... Estos mismos se atreven a hablar de preservar imagen y de ejemplaridad.

 

Mientras otros permiten y apoyan la expulsión de los compañeros nosotros avanzamos un paso más hasta conseguir que se respeten los derechos de todos los ertzainas.

 

Si.P.E., tu mejor defensa; tu mejor opción.

 

 

Sentencia 600/2007

 

En Bilbao, a veintiséis de noviembre de 2007

 

La sección número 1 de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia del País Vasco, compuesta por los Ilmos. Sres. antes expresados, ha pronunciado la siguiente SENTENCIA, contra el auto dictado por el Jdo. de lo Contencioso Administrativo nº 4 de Bilbao.

Partes: El Ministerio Fiscal, D. L.M.A.C. y Departamento de Interior del Gobierno Vasco

 

SEGUNDO.- Impugna el Ministerio Fiscal la resolución de instancia que deniega la suspensión cautelar de la sanción de tres meses de suspensión de empleo y retribuciones impuesta al policía autonómico tras resultar condenado por una falta en los términos que relata la apelada.

 

La apelación se funda en que no hay urgencia en llevar a efecto la sanción y que con esta eficacia se causarían perjuicios de difícil o imposible reparación al sancionado....

 

La apelada esgrime la necesidad de la ejecución para preservar la imagen de la Policía, en la necesidad de preservar la imagen a través de la ejemplaridad.

 

TERCERO.- ...en este supuesto, la sanción es importante, tres meses de suspensión de funciones y de las correspondientes retribuciones, y ello implica que razonablemente cabe estimar que las consecuencias en el patrimonio del recurrente pueden ser considerables, difícilmente reparables, de ejecutarse inmediatamente la sanción.

 

La ponderación de intereses expuesta y el hecho de que por ello el recurso perdería su finalidad de no acordarse la suspensión conducen a la Sala a estimar el recurso.

 

Ante lo expuesto la sala,

 

F A L L A

 

Que debemos estimar y estimamos el recurso de Apelación presentado por el Ministerio Fiscal contra el Auto dictado en el procedimiento de medidas cautelares nº 501-2007 por el Juzgado de lo Contencioso Administrativo nº 4 de los de Bilbao el 18 de enero de 2007 y, en consecuencia, anulándolo, accedemos a la suspensión cautelar instada

 

CONTRA ESTA SENTENCIA NO CABE RECURSO.....

 

                                                                                                                                                                        Arriba